NAUFRAGIOS










Había bandas que planeaban...
... deliberadamente Ios naufragios...
... guiando las naves hacia un destino fatal...
... contra las rocas de la salvaje costa...
... con el objeto de saquearlas.

- Ves alguna luz? - No, no veo ninguna.
Deberíamos estar acercándonos a ella.
Antes me ha parecido verla.
Estaba allí. Pero ya no se ve. 

"La posada de Jamaica"
Dapne du Maurier


Leí este libro hace mucho tiempo y al ver estas fotografías me acordé de él.
 Alfred Hitchcock dirigió una película sobre esta novela en 1939 , truculentos contrabandistas en blanco y negro y agua salada...¡ hay que volver a verla !.




5 comentarios:

Orko dijo...

Ay, ¡qué bonito! Me encanta Daphne du Mourier, tan mórbida y romántica a un tiempo. Y las fotos encajan estupendamente. ¡Habrá que ver la película!

tránsito inicial dijo...

las imágenes espectaculares, una autentica joya de la fotografía. Ante tu mención indagare en la obra novelística de esta autora, luego la película.

montse llamas-artsandcats dijo...

Qué espectaculares esas fotos de naufragios! Yo vivo enfrente de un lugar donde se han producido varios, desgraciadamente. Así que nunca se olvida el poder del mar...

Me he quedado obsesionada buscando el libro en pdf...

Anónimo dijo...

Pez de Plata dijo
Para el diccionario un raquero
1.- Dicho de un buque o de una embarcación pequeña: Que va pirateando o robando por las costas.
2.- Hombre que se ocupa en andar al raque.
3.- Ratero que hurta en puertos y costas.
En Cantabria se apagaba en algunas zonas la luz del faro para que los barcos se estrellaran y robar las cosas que llevaban y a eso se le llamaba ir al raque
La palabra raquero (según algunos, del inglés wrecker -ladrón de barcos, saqueador de naufragios-; según otros, del latín rapio-is-arrebatar, arrastrar, llevar violenta o precipitadamente) designa a los niños marginales, huérfanos o de extracción humilde, que frecuentaban los muelles de Santander (Cantabria) durante el siglo XIX y principios del XX sobreviviendo de pequeños hurtos y de las monedas que los pasajeros y tripulantes de los barcos arrojaban al mar para que las sacasen buceando.
Según los habitantes de esta zona de la ciudad, el nombre de los raqueros se deriva del apelativo aportado por los tripulantes y pasajeros de los barcos ingleses en los que robaban, pronunciado castellanizado como raquers. Con el tiempo, estos niños llegaron a ser una atracción. Pescaban y pasaban el día en el muelle, bañándose generalmente desnudos o semidesnudos. La gente les tiraba monedas ("perras") al agua para que las sacaran buceando, y se les pagaba por rescatar cosas que caían desde el muelle, como sombreros, alpargatas. A lo que hacían se le llamaba ir al raque.
Hoy en día en lenguaje coloquial, en la zona de Cantabria, se denomina "raquero" a una persona malhablada, que utiliza muchas palabras malsonantes, pero en la bahía de Santander se levantan 3 estatuas de tres niños a punto de zambullirse en el agua y que recuerdan a los raqueros de antes. Buscadlos en google

Alberto dijo...

Hola Gudulina.

Impresionantes, dramáticas y románticas imágenes. Llenas de belleza.

Hace años, me leí seguidas, varias novelas de Maurier. "Rebeca", "Los pájaros", "Mi prima Raquel"... etc. Me obsesioné con sus libros. Pero nunca he leído "La posada de Jamaica", aunque ví la película un par de veces. Crea unas historias magníficas.

Precioso post.

Un beso.

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

Subscribe Now: Feed Icon