NARCISO DECAPITADO








Dulce sonrisa.



Mirada serena.



Pero, ¡¿que hiciste para perder la cabeza?!.




En algunos casos ni las grandes bellezas de bronce superan los primeros planos.



4 comentarios:

Dina Oltra dijo...

Qué grima más rara me ha entrado, brrrrr!Muy guapete el chaval....

Alberto dijo...

Supongo que perdería la cabeza ante su propio reflejo. Resultaría lógico.

Besos.

El collar de Hampstead dijo...

Tanto pesaba ese collar??
Bss

Maru dijo...

Siempre me han fascinado las esculturas en bronce, es un oficio tan dificil y maravilloso, amiro a los escultores, a los que tallan el marmol y a los que se ocupan de la cera perdida.
beso!

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

Subscribe Now: Feed Icon